“Si quieres, puedes” por Rubén García

 

 

El Instagramer nos aporta en esta ocasión consejos de alimentación de cara al invierno, ejercicios para fortalecer el tronco que pueden realizarse en casa, o fuera de un gimnasio, y productos de temporada interesantes para introducir en nuestras dietas.

¿Qué dieta es la mejor? Constantemente, y ahora más que nunca, aparecen dietas moda que parecen caídas del cielo y prometen resultados excepcionales. Lo cierto es que tan malo es limitar fuentes de nutrientes como excederse con ellas. Para que nuestro metabolismo esté continuamente trabajando al ritmo que debe -y procese como es debido los alimentos- lo que realmente está demostrado que funciona es no acostumbrarlo nunca a lo mismo. Por ello es muy importante incluir en nuestra dieta productos frescos y variados y no habituar al cuerpo a unos productos en concreto durante más de 4 – 6 semanas. El metabolismo es mucho más eficiente cuando no se espera un alimento y se acelera de forma natural ante lo desconocido. De modo que si lo que buscas es estimularlo más, no comas menos, come más, más variado y mejor.

 

Cuidado personal (ejercicios de rutina en casa)

Un cuerpo de verano empieza por un buen cuidado en el invierno. Para tener un cuerpo sano no es necesario pasar muchas horas en el gimnasio. Con una sencilla rutina de fortalecimiento de tronco en casa se pueden obtener grandes resultados. Si eres de esas personas que no tienen apenas tiempo o recursos para apuntarte a uno, prueba esta sencilla tabla de planchas para fortalecer el abdomen en casa. Tan solo necesitarás una esterilla o a lo sumo, una toalla para proteger tus antebrazos del suelo.

  • 20 segundos plancha isométrica
  • 10 segundos descanso
  • 20 segundos plancha lateral a cada lado
  • 10 segundos descanso
  • 20 segundos plancha isométrica
  • 1 minuto de descanso
  • Repetir 3 veces 

Aguacate

Incluir grasas buenas a nuestra dieta es indispensable. El aguacate es un gran e interesante protagonista de esta temporada para acompañar nuestras tostadas, ensaladas o cualquier plato en el que haya pollo o carne. Además de añadir mucho sabor, nos aportan una buena cantidad de fibra e incluye una amplia gama de nutrientes con hasta 20 vitaminas y minerales, entre ellas las del grupo B, C, E, K, potasio y ácido fólico. Gracias a sus niveles de carotenoides, fortalece nuestro sistema inmune y su aporte de grasas buenas puede elevar los niveles de testosterona de forma natural y reducir el colesterol y, por ende, enfermedades cardiovasculares.

(Visited 25 times, 1 visits today)

Déjanos tu opinión