Los mejores editoriales de la temporada: Yurena

2017-2018 ha sido una temporada muy intensa para SEVILLA MAGAZINE, realizando en estos meses aplaudidos editoriales de moda y entrevistas de entre las que, este verano, queremos recordar algunas de ellas… como Yurena.

Yurena fue Ámbar. Y Tamara. Y María del Mar (su auténtico nombre). Muchas mujeres en una misma artista que lleva media vida intentando alejarse de un pasado donde, aunque cometiera errores, también encontró un aprendizaje que le ha llevado, sobre todo, a saber lo que no quiere. Centrada en la música “dance”, esta vasca residente en Madrid reparte su tiempo entre su música y su madre, la recordada Margarita Seisdedos, enferma de Alzheimer y a la que dedica todos sus mimos y cuidados. Es el presente de un icono televisivo el cual, tras participar en su primer rodaje como actriz en la película “Puta y amada”, en marzo se vistió por primera vez de flamenca para “Sevilla Magazine” en un editorial divertido donde, lunares y volantes, bailaron al ritmo de la noche…

La protagonista de la entrevista posa con un diseño de María José Blay.

-En 2012 apostaste por este estilo musical en el que sigues… ¿Tan fiestera eres?

-Sí, forma parte de mi personalidad. Desde que empecé a salir a los 16 años me han encantado las discotecas y bailar. Sí es verdad que ahora, por las obligaciones laborales, voy menos. Y claro, la edad también cuenta (risas). Vamos, no soy ninguna anciana y mi espíritu es muy jovial. Por eso me identifico tanto con ese género y con la gente joven.

-Sin embargo, a pesar de que la noche se asocia a drogas y excesos, tú eres muy sana…

-Nunca me he drogado y, como mucho, una copa de vez en cuando. No soy una mujer de vicios inconfesables, aunque hay uno confesable: la coca-cola light. Tuve un negocio y era la atípica empresaria que regentaba un bar, pero nunca bebía. Me encantaba estar serena y controlarlo todo.

-Otra cuestión “nocturna” es la del sexo… ¿Eres en este sentido tradicional o “chapada a la antigua”?

-Soy de mente muy abierta pero para las relaciones serias sí soy tradicional. Las concibo estables, sin infidelidades (algo que hoy día es complicado)… Luego, sin pareja es normal que todos tengamos nuestros “rollitos” y, en ese sentido, no tengo ningún problema.

-Está de plena actualidad el acoso sexual… ¿Lo has sufrido como artista?

os mejores editoriales de la temporada: Carmen Hierbabuena-Antes de que llegara el “Tamarismo”, en el año 2000, llevaba una década intentándolo. Visité muchos canales de televisión, emisoras de radio, managers… Y sí, sufrí ese acoso y esas promesas “a cambio de”. Más tarde, a raíz de ser popular, no me volvió a suceder. Me parece miserable, triste y vergonzoso que haya quien use su poder para llevarse a la cama a alguien que está empezando a abrirse camino.

La artista posa en la pista de baile de la discoteca Holyday con diseño de Pablo Retamero y Juanjo Bernal.

-¿Cómo ves lo del amor?

-Muy difícil. Apenas se acepta el compromiso y cuando me enamoro quiero que me sean fieles. No tolero ni perdono ni la infidelidad, ni la traición, ni la mentira.

-¿Te has enamorado muchas veces?

-No. Muy pocas. Solo tres. Una, la que más. Tenía 20 años y fue el chico al que más he amado, pero me fue infiel. Luego he tenido muchas relaciones con complicidad pero que han terminado no funcionando porque no estaba enamorada del todo. Soy muy exigente y una mujer de extremos: o todo, o nada. Y quiero, si me entrego, recibir lo mismo. Eso sí, nunca me han dejado. Siempre he sido yo la que he roto. El verdadero amor como yo lo entiendo creo que no existe ya…

-Tus orígenes están asociados a la “tele”, a unos personajes que se consideraban “frikis”… ¿Te ha costado salir de ahí? ¿Cómo lo has hecho?

-Comencé en la música en 1990 y en ocasiones te ves inmersa -porque la prensa tiene un poder brutal e incontrolable y, por ti misma, sola no puedes enfrentarte a ello- en algo que no te corresponde ni te has buscado. Aún queda, soy consciente, pero el camino se demuestra andando. Con mucho esfuerzo e inversión he demostrado lo que soy. Me dejo la piel hasta el nivel de autoproducirme y hacer unas inversiones bestiales para ofrecer lo mejor. De eso creo que ya no hay muchas dudas al respecto. Por intereses creados y de audiencia se me ha masacrado, a nivel profesional y, lo peor, a nivel personal. He llorado lágrimas de sangre y lo pasé tan mal que durante una etapa me aparté de todo. Es más, quise acabar con mi vida porque era un acoso mediático sin precedentes y un sufrimiento continuo al que no veía fin. Algo contra mí y contra el ser que más he querido: mi madre.

-¿La maternidad no está en tus planes?

-Sí. Hace dos años me planteé tener un hijo sin pareja, pero me ofrecieron “Supervivientes”. Mi madre ha empeorado, mi padre es mayor (tienen 89 y 83), soy hija única, no tengo pareja estable y he de trabajar porque, si no, no como. Ser madre me imposibilitaría todo esto, pero ha sido, y es, uno de mis sueños.

-En cierta forma tienes una “niña” que es tu mamá…

-Los enfermos de Alzheimer dependen de ti, se vuelven vulnerables y pasan de ser tus padres a tus hijos. Así la siento. Es mi pequeña.

-¿No te plantearías escribir tu biografía?

-Sí, y temblarían de histeria. Tengo tanto que contar… Sería bastante escándalo. Podría llamarse: “Yurena, una mujer hecha a sí misma”. Todo lo que tengo, mucho o poco, lo he logrado por mi perseverancia y por mi carácter. Jamás me han regalado nada. Muchos no habrían tenido el coraje para continuar hasta este punto. Yo lo he tenido, lo tengo y lo voy a seguir teniendo.

 

Reportaje: Sevilla Magazine
Maquillaje y peluquería: Edu Piña
Producción: Iván Alcázar/Jesús Jovovich
Complementos: Maype Flamenca
Ubicación: Sala Obbio Holiday (Sevilla)

 

La cantante vestida por José Manuel Pérez.

 

Yurena con un diseño de Alejandro Santizo.

(Visited 46 times, 1 visits today)

Leave a Reply