El niño de “la” Bollo

 

 

El niño de “la” Bollo (de Raquel Bollo, se sobreentiende) es un chico fantástico. Muy parecido a su madre físicamente (la parte de la boca es de ella), el chaval llega a la música con un trabajo, “Algo de mí”, para el que lleva mucho preparándose (a pesar de sus jóvenes 23 años) y donde aparece muy bien rodeado de grandes como Miguel Poveda, íntimo de su mamá, o María Toledo, con la que tengo tanta sintonía y junto a la que me encantaría pronto coincidir trabajando.

El caso es que este medio gitano, guapo y preocupado por el mundo de la moda, te gana a los dos minutos de estar con él. No me extraña porque es Cáncer y los que han nacido bajo ese signo son seductores natos y, en general, gente bastante buena (hay algunos más malos que un dolor, como en todos lados). ¡Ah! Otra cosa que tienen los hombres Cáncer en concreto es adoración absoluta por sus mamás algo que, a propósito de quien les hablo, también se cumple.

Lo que no se habla es con su padre, “Chiquetete”, pero afronta esto con tanta normalidad, que no hay lugar a polémica. Sabe de dónde viene, tiene claro en el mundo mediático donde se ha criado (del que una de las reinas “del corazón” es su tía, Isabel Pantoja), y, sin embargo, lo lleva con una naturalidad que asombra.

Tal vez la peor noticia que pueda dar, para sus seguidoras, es que tiene novia y está muy enamorado. ¿Qué le vamos a hacer? Todo no puede ser perfecto. Y el hijo de “la” Bollo, Manuel Cortés se llama, casi parece serlo.

 

(Visited 122 times, 1 visits today)

Déjanos tu opinión