Ana Milán: “Me fascinan los hombres que saben conquistar”

La actriz, que fue portada de la edición de julio de “Sevilla Magazine”, disfruta del éxito de su segundo libro, “Voy a llamar las cosas por tu nombre”

por Ricardo Castillejo

Su altura (mide 1,77), su voz grave y contundente y su claridad de ideas pueden llegar a intimidar pero Ana Milán es de esas personas que, como en su libro, llaman a las cosas por su nombre y que, cuando se entregan, se entregan. Así nos lo demostró al equipo de “Sevilla Magazine” en julio durante un editorial de moda que tuvo lugar en el fantástico Hotel Renacimiento de Sevilla y en el que la actriz lució modelos de Sofía Rivera, ER Desing, Pedro Antonio Ruiz (Stage Moda Joven) y Creasur. Chispeante y divertida, la también bloguera y escritora abrió su corazón para hablar de la vida, del amor… y del desamor.

Ana vestida por Stage Moda Avda. Juan Carlos 1, 4 Jerez de la Frontera (Cádiz) Facebook: StageModaJoven Tf.: 695693911

Ana vestida por ERDesign erdesignshop@gmail.com Facebook e Instagram: erdesign.es Tf.: 652230216

-¿Desde siempre ha hablado tan claro o lo ha ido aprendiendo con el paso del tiempo?
-Siempre he sido muy transparente desde pequeña pero con los años he aprendido a hablar claro pero sin herir. Es un gran aprendizaje.
-En el universo de “celebrities”, Ana Milán, ¿es famosa? ¿Popular?
-Yo soy actriz. Fuera de eso soy madre, amiga, hija, hermana, tía… Desde hace quince años soy principalmente actriz y así quiero seguir sintiéndolo. Ser famoso es la consecuencia. Si tuviera un botón para no ser conocida en muchos momentos, lo apretaría.
-Si hiciera el ejercicio de mirarse desde fuera, ¿qué pensaría de Ana Milán?
-Tengo momentos en los que me he gustado poco y me he reñido mucho y otros en los que me he gustado mucho. Si me preguntas por ahora, estoy en una etapa que no cambiaría por nada del mundo.
-¿Hay que tocar fondo para sacar lo mejor que lleva uno?
-A veces. A veces está muy bien tocar fondo, sí. Todo lo que nos sucede conviene, aunque no nos demos cuenta en el momento. Por mis experiencias he comprobado que lo que creía que me desestabilizaba, o que había sido malo, ha abierto la puerta a algo mejor.
-¿Es consciente de que, por su contundencia general, puede llegar a imponer?
-¿Sí? No sé. No soy muy consciente de eso. Me lo han dicho pero no veo el por qué. ¿Impongo? Es que tampoco creo que me agrade imponer. ¿Que tengo carácter? Sí, pero muy buen carácter. No voy por la vida dando lecciones. Me dejo convencer con cierta facilidad. Escucho a otros y, si me enseñan otros puntos de vista que me hagan cambiar, lo hago sin problemas. Eso sí. Si es que no, es que no (risas).

Ana vestida por Stage Moda Avda. Juan Carlos 1, 4 Jerez de la Frontera (Cádiz) Tf.: 695693911

Ana vestida por Stage Moda Avda. Juan Carlos 1, 4 Jerez de la Frontera (Cádiz) Tf.: 695693911

-¿Varía entonces mucho la perspectiva sobre Ana Milán desde fuera a adentro?
-Sí. De cerca se percibe la ternura que, desde lejos, no permito que traspase. Supongo que será autoprotección. Cuanto más fuerte de carácter es quien tienes enfrente, más sensible y más frágil es.
-¿Y la década de los cuarenta cómo les están sentando?
-Fenomenal. Los cuarenta fueron buenos pero los 42 están siendo de órdago. He aprendido a estar más desnuda con los demás y conmigo. A no tenerle miedo a la fragilidad. Da una fortaleza increíble.
-¿Y en el amor? ¿Cuáles son sus conclusiones?
-Que he sido muy afortunada por haber tenido grandes hombres a mi lado. Me han dado mucho y me han enseñado mucho, la mayoría bueno. Con eso me quedo. No reniego de ninguno.
-Hay quien, cuando una relación ha fracasado, se niega a volver a enamorarse…
-Porque algo termine no significa que haya sido un fracaso. Duró lo que duró. Lo que pasa es que nuestro concepto judeocristiano de que “hasta la muerte nos separe” pesa mucho para almas libres. Conozco mucha gente que lleva treinta años de la mano y, en realidad, está deseando soltarse. No siento que mis relaciones hayan fracasado. Han terminado, que no es fracasar.
-En torno a su matrimonio ha habido mucho silencio…
-El que tiene que haber para guardar el respeto ante algo tan bello.
-¿Y a partir de ahora? ¿Si llaman a su puerta la abrirá?
-¡Claro que sí! ¡Cómo no la voy a abrir! ¡Por el amor de Dios! ¡Imagínate que pensara que nunca más me voy a enamorar! Me da mucha pena eso, ante una ruptura, de: “¡Nunca más!”. ¡Ostras! Ganó el desamor…
-¿Se le conquista o es más de flechazos?
-Era más de flechazo antes y más de conquista ahora. Me fascinan los hombres que saben conquistar. Esos que dicen: “Tú dame tiempo y ya verás lo que pasa”. En ese sentido estoy más lenta…
-¿Cómo tiene que ser él?
-Inteligente, con sentido del humor, caballero sin ser pesado, gracioso sin resultar cansino…
-Hábleme su faceta como madre…
-Es lo más difícil que he hecho. No he hecho ninguna secuencia más difícil que ser madre. Tienes alguien de quien eres plenamente responsable pero que, a la vez, no te pertenece… Marco es lo más mío que tengo sin ser mío. Estoy muy orgullosa de él. Somos muy parecidos, muy claritos. Como está en plena adolescencia hace poco le decía: “Cariño, de vez en cuando me caes fatal”. Y él me respondía: “Y tú a mí” (risas).

Ana vestida por ERDesign erdesignshop@gmail.com Facebook e Instagram: erdesign.es Tf.: 652230216

Ana vestida por ERDesign

Reportaje gráfico: Selu Oviedo
Producción: Jesús Bolín
Estilismo: Paco Cerrato y equipo
Ayudante fotografía: José Manuel González
Asistente vestuario:Yolanda Rivas
Complementos y zapatos: Emporio Donna
Maquillaje: Elisabeth Llorca
Ubicación: Hotel Renacimiento Sevilla

(Visited 562 times, 1 visits today)

Leave a Reply