Desfiles colectivos como solución a la crisis

Compartir pasarela se ha convertido en una opción para aquellas firmas que tienen menos posibilidades económicas o que, aunque ya participan en otras muestras, no querían perderse esta cita

Josan Muñoz

Desde hace unos años es muy común ver cómo dos diseñadores diferentes y con estilos hasta opuestos compartían franja horaria a la hora de presentar sus propuestas con el fin de reducir a la mitad el coste que supone estar en un escaparate como Simof. Una tendencia que no solo se ha acentuado en tiempos de crisis sino que ha dado lugar a la aparición de desfiles compartidos en los que diversos creadores se unen para lucir un número reducido de confecciones.

Sevilla 31/1/14 SIMOF ( Inma Castrejon)Foto: Pepo Herrera

Éste fue el caso, ayer por la mañana, de “Espacio Camino”, donde, con la romería del Rocío como hilo argumental, participaron firmas como Mari Carmen Cruz, Nuevo Montecarlo, Atelier Rima, Rosapeula Moda Flamenca y Arte y Compás con unos diseños, en su mayoría, funcionales y ligeros, de corte canastero y tonalidades alegres en lisos o floridos estampados.

Del mismo modo tuvo lugar la pasarela “Sevilla The Style Outlets” con empresas como Asunción Salguero, Carmela, Casa Mary, Dolores Calvo, Faralaes o Loli Vera, todas con complementos de Bambla. Mención especial merecen la veterana Carmen Acedo, con cuatro vistosos trajes con piquillos de encaje antiguo, así como María José Collantes quien, con “Joyas Andaluzas”, podía presumir de una línea muy femenina y sofisticada con predominancia del rojo y el negro. Por su parte, Yolanda Rivas, de “Soniquetes y Tarantas”, quiso resumir el cúmulo de experiencias que para ella suponía estar por primera vez en este Salón Internacional a través de patrones en plumeti, popelín y seda para unas elegantes creaciones que incluían una impresionante bata de cola negra como broche final y que dejaban al espectador con ganas de seguir indagando en su colección.

Más allá, en la mañana del viernes también tuvo lugar la puesta en escena más llamativa y teatral de cuantas se han sucedido hasta el momento, la de Inma Castrejón, con una muestra dividida en tres partes. La primera, confeccionada con faldas y sugerentes corsés que daban paso a una segunda mucho más elegante con lentejuelas rematando volantes en algunos de los estilismos. Al final, algo poco visto en esta cita anual, se llevó la moda flamenca a la lencería, con insinuantes conjuntos de gran impacto visual y en los que predominaban los tonos rojo y albero.

(Visited 407 times, 1 visits today)

Leave a Reply